Tendinitis en el embarazo05/02/2019

Muchas embarazadas sufren bursitis y tendinitis durante el embarazo. Estos síndromes producen dolor, sensibilidad e inflamación de las articulaciones, tales como tendones, ligamentos y la bursa (bolsa de líquido que amortigua los movimientos y las rozaduras entre músculos y huesos).

La tendinitis es una molestia que consiste en una inflamación o irritación del tendón, el cual es un cordón voluminoso que conecta el músculo con el hueso y nos permite realizar movimientos. Una de las tendinitis más frecuentes en las embarazadas es el síndrome del túnel carpiano y la fascitis plantar que, al igual que el resto de este tipo de dolencias, son el resultado de uno o varios factores (malas posturas, malos hábitos al caminar, sobreesfuerzos, artritism etc,).

Consejos 

  • Haz estiramientos antes de practicar deporte
  • Aplica una bolsa de gel fría sobre la zona del dolor
  • El frío te ayudará a reducir la inflamación inicial. Pasadas 48 horas, utiliza una bolsa eléctrica caliente o o una toalla húmeda calentada.
  • Corrige tu postura al sentarte y al acostarte
  • Evita el estrés y la tensión

Posibles causas de la tendinitis en el embarazo

Las causas de la tendinitis son múltiples. Una mala postura, malos hábitos al caminar o un sobreesfuerzo realizando un movimiento o practicando ejercicio pueden motivar esta dolencia. Es importante descansar lo suficiente,  corregir la postura corporal, ya sea si estás sentada y acostada, y practicar ejercicio moderado, como pilates o yoga para embarazadas.

 Advertencia


Si se tratan a tiempo, las tendinitis no suelen ser graves. Sin embargo, es esencial guardar reposo y consultar a un especialista el tratamiento adecuado para recuperarte lo antes posibles y evitar que la tendinitis se torne crónica.

Tratamientos para tratar la tendinitis

Sólo tu médico podrá indicarte el tratamiento para la tendinitis en el embarazo. Puede que te recete fármacos o medicinas sin receta (de venta libre) para ayudarte a aliviar el dolor o la inflamación. También puede recomendarte un fisioterapeuta para que te administre tratamientos de calor y frío, terapias de ultrasonido o un programa de ejerciciospersonalizado para tratar la tendinitis.

 

Remedios para tratar la tendinitis en el embarazo

Si notas dolor en alguna articulación, aplica frío para rebajar la posible inflamación y guarda reposo unos días. Si el dolor persiste, consulta a tu médico qué cremas o pomadas puedes aplicarte o si es necesario someterte a una prueba específica para confirmar o descartar que se trata de un caso de tendinitis.


Volver

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al continuar navegando, aceptas el uso que hacemos de ellas [+]. Aceptar.